CTI Records, pioneros del Smooth Jazz

Creed Taylor, el creador.

La historia de este brillante productor es intensa; responsable de muchísimos éxitos, empezó trabajando para Bethlehem Records ayudando a impulsarla y grabando con artistas como Carmen McRae, Charles Mingus o Herbie Mann, para luego pasar a ABC-Paramount donde creó como subsidiaria a la mítica Impulse! Records, para la que reclutó a John Coltrane que grabó con ellos su A Love Supreme, álbum icónico, y más de veinte álbumes más. Tras esta fructífera experiencia pasó a Verve Records, donde fue el responsable de llevar a Norteamérica un nuevo género musical que causó furor, el Bossa Nova, con temas como The Girl from Ipanema o Desafinado de Antonio Carlos Jobim grabados por el autor y el gran Stan Getz. Su inquietud le llevó a A&M Records en 1967 y un año más tarde daba forma a su sueño de un sello y un sonido propios creando CTI Records, al principio como subsidiario de A&M Records para poco después, en 1970, convertirse en un sello independiente.

Creed Taylor, Producer, #CTI Records

Taylor ha ganado varios premios Grammy a lo largo de su dilatada carrera como productor discográfico y es, sin duda, uno de los productores de Jazz más importantes de la historia. Estos son sólo algunos ejemplos: En 1961 por el álbum “Focus” de Stan Getz, repitió en 1962 por “Desafinado” de Stan Getz y Charlie Byrd, volvió a hacerlo en 1963 con el álbum de Bill Evans “Conversations with Myself”, y una vez más con “The Girl from Ipanema” de Stan Getz y Joao Gilberto en 1964. Cuatro años seguidos, no está mal, y aún vendrían muchos más.

CTI Records (Creed Taylor Incorporated)

Es imposible hablar de Smooth Jazz sin hablar de CTI Records, el sello que más ayudo a crear y dar forma a esa nueva corriente dentro del Jazz, que abrazaba otros estilos fusionando el JaCTI Records logozz con el R&B, el Funk, e incluso el Pop, que en un organigrama del Jazz la veríamos derivada del Jazz Fusion, pero que en CTI Records tiene entidad propia y nombres propios muy importantes, como;  George Benson, Bob James, Freddie Hubbard, Hubert Laws, Stanley Turrentine, Ron Carter, Antonio Carlos Jobim, Esther Phillips, Grover Washington Jr., Wes Montgomery, Richard Tee, Quincy Jones, Joe Farrel, Bill Evans, Astrud Gilberto, Don Sebesky, Lalo Schifrin, Patti Austin, Ray Barreto, Nina Simone o Deodato, entre muchos otros.

Son muchos nombres sin duda, pero Taylor también dio mucho importancia a la imagen, sus álbumes reflejaban calidad tanto dentro como fuera, materiales y diseños de primera calidad en los embalajes, sus llamativas portadas rompieron moldes, gran parte de ellas con fotografías del reputado Pete Turner.

Pete Turner covers, #CTI Records

El Sonido CTI Records

En busca de la mayor calidad Taylor usó sobretodo el Van Gelder Studio, estudio con merecida fama en el mundo del Jazz, situado a las afueras de Englewood Cliffs en Nueva Jersey, bajo la batuta del propio Rudy Van Gelder, uno de los más importantes ingenieros de sonido de la historia. La mayoría de arreglos corrían por cuenta del brillante Don Sebesky, que ha sido nominado 31 veces a los Grammy y ganado en tres ocasiones, hasta que se le unieron más tarde Bob James y David Matthews, líder del Manhattan Jazz Quintet . En estas sesiones de grabación se contó siempre con los más prestigiosos músicos de Jazz, de la talla de; Ron Carter, Eric Gale, Herbie Hancock,  Richard Tee, Billy Cobham, Jack DeJohnette, Steve Gadd, Idris Muhammad ó Harvey Mason.

El primer lanzamiento

En 1967 se editó el primer álbum que llevó el sello CTI Records, todavía bajo el paraguas de A&M A day in the Life - Wes MontgomeryRecords, era “A Day In The Life” de Wes Montgomery, para este genial guitarrista, uno de los padres del Smooth Jazz, se trataba de su álbum número 18, pero para CTI fue algo mucho más especial. El álbum fue un éxito que llegó al puesto #1 en las listas de álbumes de Jazz de la revista Billboard  y al #2 en el de R&B,  llegando incluso al puesto #13 de su Billboard Hot 200. El tema de mayor éxito dentro del álbum fue este “Windy” que se colocó en el puesto #44 del Billboard Hot 100, el Smooth Jazz había llegado para quedarse.

Los mayores éxitos

La vida de CTI Records y su subsidiaria Kudu Records, más orientada al soul jazz, está llena de éxitos y altibajos económicos que derivaron en la desaparición oficial del sello tras varios intentos de reflotarlo, el último lanzamiento, un álbum en vivo de la CTI Jazz All-Star Band grabado en vivo en el Festival de Jazz de Montreux de 2009, sólo fue publicado en Japón.

Pero recordemos los buenos tiempos, en el periodo de oro entre 1970 y 1979, cuando Eumir Deodato de Almeida, pianista, arreglista, productor y compositor brasileño, conocido simplemente como Deodato, publicaba Prelude - Eumir Deodatoen 1973 el mayor éxito de todos, su álbum “Prelude“, que llegó al #3 del Billboard Top 40 Albums y que abría con este “Also sprach zarathustra (2001)” de 9′ de duración, un arreglo del tema principal de la película 2001: una odisea del espacio de Stanley Kubrick y su versión del original de Richard Strauss. Tema que se convirtió en el buque insignia del álbum y con el que ganó el Grammy a ‘Mejor Interpretación Pop Instrumental’, demostrando ser todo un crossover que llegó al #2 del Billboard Hot 100.

Grover Washington Jr., que grababa bajo la marca subsidiaria Kudu Records, fue el responsable de otros dos de los grandes éxitos, cuando en 1975 con su cuarto álbum, “Mister Magic“, llegaba al puesto #1 en las listas de Jazz y Soul, y al puesto #10 de la lista de álbumes POP de Billboard.

Y repetía ese mismo año con su quinto álbum “Feels So Good“, llegando a lo más alto de las listas de Jazz y Soul, y nuevamente al puesto #10 de la lista de álbumes POP de la revista Billboard.

1975 fue sin duda un gran año para Kudu Records, otro éxito llegaba con la voz de Esther Phillips y su versión actualizada del éxito de Dinah Washington, “What A Difference A Day Makes“, que se convertía en uno de los mayores éxitos de la carrera de Phillips y en su disco más vendido, el tema llegaba al puesto #2 en las listas de música disco y el álbum, con el mismo nombre, al  #32 en las listas de Soul.

No puede faltar en esta pequeña lista uno de mis artistas favoritos, Robert McElhiney James, o como le conocemos mejor, Bob James,  que tras el éxito de sus tres primeros álbumes “One”, “Two” y “Three” se despedía de CTI con su “BJ4” para crear su propio sello, Tapan Zee Records, casi dedicado en exclusiva a sus trabajos. BJ4 llegaba hasta el puesto #3 en las listas de Jazz y el puesto #38 en las de álbumes POP, un gran álbum del que sale este “Where the Wind Blows Free”.

Y vamos a terminar con un premio Grammy, el que le dieron al trompetista Freddie Hubbard por su tercer álbum con CTI y el número 19 de su discografia, “First Light” fue ‘Mejor Interpretación de Jazz por un grupo’ en 1972, allí encontramos esta magistral versión del tema de Paul y Linda McCartney, “Uncle Albert/Admiral Halsey

Espero que les haya gustado esta entrada, la historia de CTI Records es bastante más larga y llena de detalles, y por supuesto musicalmente aún más, sólo he querido recordar un poco a esta casa que tantas alegrías me dio, y que me abrió las puertas a esta música maravillosa que es el Smooth Jazz. Gracias Creed Taylor.

Creed Taylor signature

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s